domingo, 10 de agosto de 2008

GRANDES INVENTOS DE LA HUMANIDAD. EL RASCADOR DE ESPALDAS


Bendito palo alargado,
hecho en caña de bambú,
o de madera de olivo,
o de ¡vete a saber tú...!

Cuando te pica la espalda,
en ese punto maldito,
donde no llegas a penas,
para darte un rascadito...
vas y rasca que te rasca,
con la presión necesaria,
en la coordenada justa...
¡Qué satisfacción primaria...!

Se me han llegado a saltar,
las lágrimas del gustazo,
de rascarme ¡justo ahí!
donde no llega mi brazo.

La rueda, el submarino,
la imprenta o el pararrayos,
el motor, el rayo láser, el reloj o la bombilla,
son vulgares bagatelas, ante esta maravilla.

Ni el botijo, la fregona, ni el TALGO, ni el autogiro,
ni siquiera el Chupa-Chups, ¡aunque sean españoles!,
superan el bienestar que dan estos rascadores.

Ni cohetes espaciales,
ni radio ni ordenador,
el invento más precioso
para mí es: EL RASCADOR.

Pedro.M.B.

5 comentarios:

Merche Pallarés dijo...

¡Genial! Me encanta tu blog... Sí el rascador ha sido el mejor invento del siglo... Besotes, M.

Terly dijo...

No te quepa la menor duda,
rascarse con el rascador
es una forma cojonuda
de aliviar un poco el picor.

Pero si te falta este invento
que es posiblemente el mejor,
no te preocupes y haz esto
echa mano a un buen tenedor.

A veces yo me consuelo
con otro invento superior
que se inventó para los quesos
y el pan, llamado rayador.

Hay que leer las instrucciones
de lo contrario, a lo peor
te irrita la piel un poquito
y te deja como un gladiador.

Su dijo...

Esto promete. He disfrutado con el rascador y ya deseo leer lo siguiente, esto no puede ser, no me tenia yo por insaciable, pero ...

Erruki dijo...

La verdad es que no habia yo reparado en este cachivache y mira lo bien que viene.

A falta de rascador una buena puerta, tampoco está mal je je.

Besos.

cibercuoca dijo...

Pedro, yo también lo tengo, de bambú, made in china, la globalización.....