martes, 27 de mayo de 2008

HISTORIA PARA NO DORMIR.


Aquella mañana salí a dar un corto paseo por la calle, necesitaba comprarme algunas camisas, porque las que tenía, habían encogido debido al programa de agua demasiado caliente de la lavadora.
Me paré delante de un escaparate y frente a mí había un tipo gordo y reventón que me miraba fijamente. Primero pensé que qué era lo que miraba aquel tipo con tanto interés y enseguida pasaron por mi imaginación las dificultades que tendría el pobre diablo para abrocharse los zapatos o para cortarse las uñas de los pies, debido a su prominente barriga. No pude menos que sonreír y para mi asombro el gordo también sonrió..., su cara me resultó familiar...
Se me heló la sangre en las venas al comprobar que el gordo era yo reflejado en el escaparate...
Al día siguiente comencé la dieta.

Pedro.M.B.

12 comentarios:

poskito dijo...

jejejjejejeje, ¿¿¿dieta??? ¿¿¿eso que es lo que é???
Pero a que el gordo era un gordito feliz???
Animo en tu nueva etapa de menus ligeros, misticos y sin calorias.
Besotes.

Pedro dijo...

¡Yo no estoy gordo, es la ropa que no me comprende...!

MARISEL dijo...

Legue a tu blog gracias a un amigo en común, fernando pérez martinez, que te tiene en el enlace de su blog.
Me encanto todo lo que aquí leí, yo soy Mexicana vivo en la provincia de Chiapas y también intento escribir algo de poesía, si quieres visitarme tengo un blog por aquí.....
Besos desde México

http://marisel-mujerdeluna.blogspot.com/

brigate dijo...

jajaja.... yo estoy en ello, con calma, desde Septiembre he bajado 10 kilos. Como de todo, pero sin mezclar.

celdenit dijo...

Pedro yo creo que exageras, ya que no creo que estés gordo,se esta rellenito solo eso ;)
Bueno a nuestras edades creo que todos andamos haciendo bondad,como digo yo, para luego no pesar mucho cuando nos transporten ja ja ja ja.

Besitos.

Erruki dijo...

Ánimo Pedro, que ese escaparate era de esos espejos con "mala uva" que la tienen tomada con nosotros. ¡A ver si a un "delgaducho" se le ocurre una historia como ésta!.
Un abrazo de Jesús.

Marian dijo...

Jajajajaja, no esperaba ese final...
Ahora estamos todos en época de dietas.
Un abrazo.

Terly dijo...

Según iba transcurriendo el relato pensé que el que te miraba sonriente era yo. Sobre todo por lo de los zapatos y todo eso.
Yo, como Brigate, estoy en ello. No he llegado a los 10 Kg. pero estoy en 8.5O Kg. menos.

Su dijo...

Menuda dieta vas a hacer tu con los postres de tu churri...

Besos a los dos...se lo darias a ella de mi parte...ah que se lo de directamente yo...vale vale

Aguijón dijo...

Pues yo creo que mientras uno se encuentre bien y el médico no le ...
Un abrazo y mañana por la mañana dale recuerdos al gordo, cuando le veas...jejeje

Pedro dijo...

A todos:
Desde el mes de Agosto pasado, peso ¡16 kgs menos!
Ya no me sale en las fotos eso de:
"CONTINUARÁ..." ja,ja,ja...
Un abrazo.

Shikilla dijo...

Lo tuyo tiene mérito, rebajar de peso, con ese paisaje que a veces nos muestras de viandas que están diciendo: ¡cómeme!

Sin embargo, la menda lerenda, no puede ponerse a dieta porque me como ¡hasta lo que yo cocino!, que ya es decir.