sábado, 9 de enero de 2010

SOPA DE PECADO.

¡No, no me he comido una "s", he puesto "PECADO" porque así es como estaba la sopita.
Todo empezó en una visita a la pescadería de FORRECUAR (quien quiera publicidad que la pague) cuando una gamba me guiñó un ojo y me dijo: "¡llévame contigo guapetón!" y yo que soy un hombre fácil, me dejé llevar...¡Lo que no sabía es que la gamba tenía un montón de amigas, pero ya que estábamos de juerga.... ¡Tampoco fue para tanto, 1/4 de kilo a 18€/kg...!
Así que puestos en faena me hice con los ingredientes necesarios para hacer una sopita de pescado que "se me apetecía"

ingredientes utilizados:

1/4 de kilo de gambas.
200grs de anillas de calamar.
2 filetes de merluza sin piel ni espinas.
1/4 de almejas.
1/2 de mejillones.
1 litro de caldo de pescado.
2 lonchas de bacon.
1/2 vaso de jerez (125cc)
3 cebolletas,
1 puerro.
2 dientes de ajo.
1 botecito de maíz dulce (se me olvidó echárselo, siempre olvido algo...)
un puñadito de arroz (100grs, quizá menos)
Una cucharadita de pimentón...¡De la Vera, claro!


Puse al vapor almejas y mejillones, colando y reservando el líquido que echaron.
Cocí las gambas (poco) y las pelé, reservando el agua junto con la de los mejillones y almejas.


Hice un sofrito con el puerro, la cebolleta y el ajo picaditos, triturando el resultado para que los "enemigos cebolliajiles y otras cosas" no se los encontrasen.
Corté finamente el bacon y lo sofreí también, reservándolo.
Limpié las almejas y los mejillones para que sus valvas no interrumpiesen el idilio entre la cuchara y la boca.
Troceé la merluza y las anillas de calamar.
Y por último eché todo a la marmita (menos el arroz) y lo tuve primero a fuego fuerte y luego a fuego suave durante 20 minutos.
A los 20 minutos eché el arroz y lo tuve durante otros 15 ó 20 minutos hasta que estuvo en su punto.
Apenas le puse sal porque estaba a mi gusto.


Y... ¡Hala, ya está bien, no hay más que arrascar...!

Pedro.M.B.

31 comentarios:

Cocinica dijo...

Te ha quedado muy lucida, esta vez no te protestará el personal.

Besos

LILU dijo...

tiene una pinta genial!!!! si te ha quedado algo mañana voy en bote a buscarla!!!! jaja q manera de llover y que viento!!!! nose por ahi pero aqui ha granizado un monton!!!!
asi que para este dia y para el q dan para mañana esta sopita va de lujo!!!!!
cariños vecino!!!

Begoña dijo...

Hoy has acertado de pleno!!! Con el día que hace, es lo que apetece, una sopita y si además es de pescado, mejor que mejor....
Te ha quedado estupenda, vamos que a lo mejor, si tengo valor de salir hoy a la calle (4ºC sin calefacción...)me acerco a Forrecuar y te copio....
Un saludo, Begoña

Valdomicer dijo...

¡Por favor! Los pecados de verdad son los de la carne. Ese es pecado venial.
Ahí lo peor fue dejarse ligar por una gamba, si hubiese sido una langosta....
Una cosa tienes a tu favor: La primera receta después de las fiestas no ha sido puré de verduras.
Acábate la sopa, que se enfría.

Tita dijo...

Chapó y eso, me gusta tanto esta sopa de pecao verdadero, y me parece tan deliciosa y tan difícil de hacer, que me la guardo como manjar de dioses para cuando mi madre nos la hace una vez al año: En nochebuena o nochevieja, lo que toque.

No osaría poner mis zarpas en preparar y destrozar sopa tan buena y tan larga y delicada de hacer. ¡Qué buena!

MªJosé dijo...

Una receta muy buena que rica la sopita de pescado, las raspas para quién eran? miau miau.
Saludosssss

El futuro bloguero dijo...

Y tan de pecado, una maravilla y superapetecible con estos fríos...

Un abrazo Pedro, y ya estamos en marcha otra vez, arrancando el nuevo año con energía, gracias a estos caldos reconfortantes.

Besos a tu costilla

Pilole dijo...

¡Vaya cocinero estás hecho! Desde luego la sopa tiene una muy buena pinta y ahora que arrecia el frio mejor que mejor, ¡resucita a un muerto! como dice mi padre. Un saludo

Eva dijo...

Jolines con la sopita, esta llamandome a gritos pero creo que no me habéis dejado, y yo no tengo cerca un fourrecar de esos ni pescaderia en varios kilometros a la redonda, me voy a conformar con mirar un ratito, de paso me pasearé por tu cocina ,con tu permiso, que me da que haces cosas muy ricas tu. Un abrazote.

Kako dijo...

Adoro estos platos, recomponedoras como decimos por Chile.
Aquí lo hago con todo congelado, no sólo el pescado, pero es lo que hay.
Besos

Pedro dijo...

Cocinica.-
¡Es que al que proteste le doy "sopa de fideos al turrón de yema"...!

Lilu.-
De Alcúdia a Cala Ratjada solo hay 45 minutos...¡Anímate!

Begoña.-
Forrecuar abre mañana domingo...

Valdomicer.-
¡No, si a mí me gustaria pecar a lo grande, pero no me dejan...!

Tita.-
¿Difícil...?
Difícil va a ser llegar a fin de mes como esto siga así, la sopa es muy fácil de hacer.

MªJosé.-
¡Ahí está el problema! en mi casa las raspas se tiran, mis gatos solo quieren gambas gordas y ¡peladas!

El fituro bloguero.-
Me he intentado besar la costilla, pero solo me llego al hombro...

Pilole.-
¿Resucitan a un muerto...?
¿Y que hacemos luego con los zombies...? ¿otros más a cobrar del paro...?

Eva.-
Prueba Recarfour o en Craferuro, ahora están de ofertas...

Kako.-
Aquí lo que te dejan congelado son los precios, los frescos son los que dejan poner los precios...

Me voy a tomar un cafetito.
Un ¡Muac! enooooorme para todo el mundo.

Pilar dijo...

Qué te vas con cualquiera Pedro!! igual te da que sea gamba que mejillón jajaj.
Oye lo del bacon en la sopa de pescado no lo había probado nunca.. con su permiso me llevo la idea, yo también soy muy facilona y me dejo convencer con cualquier cosa.
Feliz año para ti y los tuyos y mil besicos mañicos.
Ta lueeeee

mamen dijo...

No hay nada mejor para entonar el cuerpo, como una buena sopa de Pecado, y te quedo de rechupete, tu costilla tiene un buen contrario, besos

mariajesusparadela dijo...

Sí, es cierto "Nasío pa cosiná".

Javier dijo...

He copiado la receta
aunque… puestos a copiar,
he quitado de la lista
los aros de calamar,
y las dos lonchas de beicon
-que es difícil de ligar-,
las cebollinos y el puerro
no los quiero ni nombrar
que me producen arcadas
y no los puedo tomar,
de los ajos, por lo mismo,
prefiero mejor no hablar,
el maíz también lo aparto
y así podré degustar
los murmullos de las olas
igual que un lobo de mar.

Un abrazo, D. Pedro y siga usted ejerciendo de cocinillas aunque, le recomiendo congelar antes los frutos del mar. Lo digo por lo del anisakis. Por cierto: ¿qué cantidad de agua hay que echarle?

Carmen dijo...

Hummmmmmmm ¡ qué buena pinta!

Yo la hice en Navidad y con invitados. Me lucí (perdón la inmodestia)

Me sorprende el bacón y el maiz, un toque original sin duda. Probaré.
A la mia le puse un puñado de almendras machacadas, recomendación de una abuelita y el resultado fué fantástico.

Feliz Año.

Shikilla dijo...

Esta receta la hago el martes, después de que el lunes compre los ingredientes, porque ¡ahí me duele!, la sopa de pescado es uno de mis platos favoritos y que, después de la paella, le pido a mi madre cuando voy a su casa.

Ahora, con tu receta (cuando la practique unas cuantas veces) suplicarán para que yo la haga, je, je, je! Gracias!!

Shikilla dijo...

Acabo de leer mi comentario y me he comido algo (no la sopa todavía), y es que donde pongo: "es uno de mis platos favoritos y que, después de la paella, le pido a mi madre cuando voy a su casa",

No es que me la coma después de la paella, sino que esos dos platos siempre se los pido para que me los haga durante mi estancia alli.

Besos

Pedro dijo...

Pilar.-
Discrepo de ti, Pilar.
No tengas dudas ¡caramba!
entre gamba y mejillón
siempre elegiré la gamba.

Mamen.-
El hombre casto va al Cielo
al Infierno el pecador
y yo confieso que peco
(con cuchillo y tenedor...)

mariajesusparadela.-
Pa cosiná yo he nasío
no lo pueo remediá,
si me quitan los fogones
me quedo en menos que na.

Javier.-
Si quitas el calamar
y eliminas el tocino,
mal nos vamos a llevar,
Javier, mi querido amigo.

De la verduras me dices
que no las quieres ni ver,
el ajo me lo repudias...
¡pues no sé que voy a poner...!

¿Y del maiz qué me dices...?
La verdad, te iba a invitar
mas tocáste mis narices...
¡Javier, me comes muy mal!

Al anisakis no temo
¡pobre de él si lo cojo!
y la medida de agua...
¡la verdad, se la echo a ojo!

Carmen.-
Dices estar sorprendida
por el maiz y el bacón...
Prueba a usar los dos sin miedo,
que los dos muy ricos son.

Shikilla.-
Desde que has dejao el pitillo
(por lo cual te felicito)
¡me comes a dos carrillos!
paellas, sopas, membrillos...

Shikilla, frénate un poco,
no comas de esa manera
que si comes sin medida
te ensancharan las caderas.

¡¡¡Buffff!!!
¡Ya podréis, todos contra mí...!
¡Pero os quiero!

Mariannete dijo...

Caray a estas hora despues de haber cenado a la 20,30 de tu sopa me comería un platazo, se me ha abierto un apetito feroz, voy a tener que comerme aunque sea un trozo de turrón de yema de ese que me queda por ahí. Un beso

Pedro dijo...

Mariannete.-
Si mezclas turrón de yema
con mostaza de Dijon,
se te pasarán las hambres
y te reirás un montón.
(y yo también)
¡Muac!

Ana dijo...

Buenísima... y con este frío apetece de cerdad un plato de buena sopa calentita

Besos. Recetasdemama

Claudia dijo...

Huy Pedro! esta si que esta re buenna ... ya se me antojo!!!!
Besitos

Javier dijo...

Pedro: Los versos que te propuse en el blog de Sans-Foy para cambiar por los dos últimos tuyos, lo hice para que, el penúltimo, que tiene trece sílabas, pase a tener catorce como los demás. Lo del cuerno o el infierno da lo mismo.

Un abrazo. Por cierto: la verduras me gustan sobre todo en el caldo gallego, lo que no me gusta son las cebolletas y los puerros así como los ajos y la cebolla, la cebolla sólo me gusta en la empanada gallega y en las vieiras. Cuestión de gustos, claro.

Terly dijo...

La sopa, siendo de gambas,
cuando la hace mi italiana,
por mucha que yo me tome,
siempre me quedo con ganas.

Por eso, querido Pedro,
voy a un mercado cercano
donde se liga muy bien
si vas con guitarra en mano.

A las gambas más hermosas
les canto una tarantella
y se vienen como locas
a bailar en mi cazuela.

Por que son tantas y tantas
las que vienen tras de mí,
me permito el repetir
hasta llenar bien la panza.
.

Pedro dijo...

Ana.-
¡Pasa, pasa, estás en tu casa, siéntate a la mesa y disfruta!

Claudia.-
¡Pasa tú también y tráete al gato, le daremos una gamba!

Javier.-
Gracias Javier, me di cuenta, pero quedaba más o menos bien y además, ¡alguna licencia poética se debe permitir uno...!
Sobre lo de la cebolla, la cebolleta, los ajos y los puerros...
¡¡Javier, me comes muy mal...!!

Terly.-
Yo no le canto a las gambas,
le canto a la pescadera
y lo mismo me da un tango,
que una bella tarantella.

A las gambas me las ligo
tan solo con la mirada...
¡A las gambas, a las chirlas
y a las truchas congeladas!

Y cuando llego a mi casa,
se lo enseño a mi extremeña
marchándome a la cocina
para preparar la cena.

¡Bueno hermosos, me voy a "pensar"!
Un abrazo pa to el que se mueva.

Clara y Pepe (los Chuquis) dijo...

¡Jaaajajaja, el infaltable vasito de jerez!
¡Qué rica sopita!... eso del "pecado", ¿fue un lapsus? Vaaamos, vamos, ¡a portarse bien!

Terly dijo...

Sin abrazo me he quedado,
mala suerte que he tenido,
por no molestar a nadie
ni siquiera me he movido

Leeré tu próxima entrada
meneándome un poquito
y si veo que no te enteras
bailaré el baile San Vito.

Un abrazo

Penny dijo...

Venir aquí es arrancarme siempre una sonrisa! La sopa tenía que estar de lujo!

Petonets.

Nina dijo...

¡Por fin puedo entrar en tu casa!Anoche no pude hacerlo, no me dejaba blogger. Ultimamente me pasan COSAS con tu blog.Mi lista de favoritos no actualiza tus entradas y cosas así. Pero buene, ahora me alegro. Anoche me reía con el gallo y hoy con tus rimas de la sopa de pecado.
¡Tú ibas para trovero!
Tu sopa maravillosa. Hice una muy parecida en Nochevieja.
Un abrazo.

Perol y Mortero dijo...

Que rica esta sopa, tan sustanciosa de pescado calentita... vamos que en estos días viene que ni pintada.

Un abrazo